Trastorno por atracón y desórdenes alimenticios

941 26 21 82
Trastorno por atracón y desórdenes alimenticios

Entre los desórdenes alimenticios hay algunos muy conocidos, como la anorexia y la bulimia y otros mucho menos estudiados e investigados, como es el caso del trastorno por atracón. Suele comenzar a manifestarse en la adolescencia, pudiendo desembocar en un estado de depresión o ansiedad que en Logroño puede solucionar con la ayuda y experiencia de Carmen Díez.

Las consecuencias más habituales que provoca este trastorno son sobrepeso u obesidad, diabetes, colesterol elevado e hipertensión. Consiste en comer grandes cantidades de alimentos en cortos periodos de tiempo aunque no se tenga hambre. Se diferencia de la bulimia nerviosa porque, tras la ingesta, la persona no se provoca vómitos, no toma laxantes ni realiza ejercicios.

La persona que sufre este tipo de trastorno es incapaz de controlarse, a pesar de sentirse culpable y de su firme propósito de resistirse al impulso de volver a comer después de cada episodio de ingesta compulsiva.

Los motivos que llevan al atracón no tienen nada que ver con que la persona sienta hambre, sino que están relacionados con distintos problemas psicológicos como la ansiedad, la baja autoestima, sentirse mal con el propio cuerpo, dificultades para relacionarse, el estrés y la angustia. Esta forma incontrolada de comer es la manera de enfrentarse a los problemas emocionales al no saber cómo hacerlo de una forma sana y adecuada.

El tipo de terapia necesaria para tratar este trastorno suele precisar de la combinación de diferentes frentes: psicoterapeutas, médicos y nutricionistas para poder abordar en conjunto las causas y consecuencias que provoca, entre ellas la depresión y la ansiedad en Logroño.

haz clic para copiar mailmail copiado